Una tarde cualquiera por Madrid + Bugaboo Bee

Nuevo Bugaboo Bee 3

María y yo fuimos madres con tres meses de diferencia. 5 años después, como muchos sabéis, las dos nos hemos convertido en madres de familia numerosa. Además de trabajar juntas somos amigas, y el hecho de tener niños de edades parecidas hace que nos guste quedar todos juntos de vez en cuando pese a vivir cada una en una punta de la ciudad.

Al principio sólo teníamos que movilizar a un niño cada una; con la llegada de Ana y Jose la logística se empezó a complicar un poquillo… ¡y ahora que movemos a tres niños cada una empezamos a darnos cuenta de lo que significa ser “familia numerosa”!

Evidentemente, quedar las dos con nuestros seis niños y dos carritos no es fácil, así que solemos quedar en espacios abiertos donde ellos puedan correr y nosotras vigilarlos mientras charlamos. Y ese era el plan la semana pasada… claro que no contábamos con la lluvia ni con que el parque escogido estuviera en obras, ¿pero a qué niño le importa un poquillo de lluvia?

Hoy queríamos invitaros a acompañarnos una tarde cualquiera por Madrid con nuestros niños y nuestros Bugaboo Bee.

Dicen que son carritos diseñados para “padres que viven la vida al vuelo”, y desde luego y como podréis ver un poco en este post, ése es nuestro caso, que siempre vamos corriendo de un lado para otro rodeadas de niños.

{17.00} Empieza a llover

Quedamos a la salida del cole de los niños en la zona de Serrano y nada más llegar vemos que nos toca improvisar: íbamos a un parque cubierto, pero está en obras. Por si eso fuera poco, empieza a lloviznar.

Bugaboo Bee definitivas-34

Collage por la calle

Así que la “caravana” en la que nos hemos convertido en estos 5 años (6 niños + 2 carritos + nosotras 2) y alguno más (la persona que me ayuda + uno de los hermanos de María) sale corriendo en busca de refugio.

Nuevo Bugaboo Bee 3: La ciudad es tuya

Nuevo Bugaboo Bee 3 La ciudad es tuya

Ya está aquí. Ya llegó. Me moría de ganas de gritarlo a los cuatro vientos pero todavía no se había hecho público, pero ahora ya sí puedo contarlo: el nuevo Bugaboo Bee 3 ya es una realidad, y como veis… ¡sí, el nuevo modelo incorpora un capazo!

Los que me conocéis sabéis que soy una auténtica defensora del Bugaboo Bee. De hecho, a veces hasta me “controlo” al recomendarlo, aunque me cuesta, me cuesta, que lo digan si no mis amigas, primas o lectoras que me preguntan por carrito. Cuando me quedé embarazada de Mar, hace ya casi 6 años (ella cumplirá 5 en septiembre), me estudié todos los carritos del mundo mundial. Todos. Los que estaban disponibles en España. Los que había en USA, ya que me fui allí a vivir en cuanto nació la niña. Después de mucho estudiar y mucho comparar, me decidí por el Bugaboo Bee. Y ha sido de esas compras que continuamente hemos agradecido, ya que cuando te conviertes en madre el carrito se convierte en una extensión de tus brazos, y nuestro Bugaboo Bee ha sido un excelente compañero de viajes durante casi 5 años, que ha paseado ya a nuestros tres bebés y que ha superado con creces nuestras expectativas iniciales: es práctico, súper manejable con una mano, cabe en todos sitios, se pliega de forma compacta, no pesa nada… ¿sigo? Porque para mí todo son ventajas, no lo voy a negar.

Es tanto lo que me gusta que es salir un modelo nuevo y casi me creo que es como si fuera un bolso: se me antoja. Y es que el Bugaboo Bee 3 incorpora un montón de novedades que lo hacen aún más apetecible. ¿Queréis saber cuáles son? Tuvimos ocasión de verlo en primicia hace unas semanas en la presentación de Bugaboo para prensa, así que os lo cuento de primera mano: