El café del viernes + Alonso del Yerro

alonso del yerro

Cada viernes en Sonambulistas nos tomamos un café virtual con todas las personas que hay al otro lado de la pantalla, ¿coges tu café y te lo tomas con nosotras?

Si estuviéramos tomando café, os diría que tengo a Mar regañándome porque dice que nunca os he contado nada de Alonso del Yerro, y esto no puede ser. Y la verdad es que tiene razón. Claro que tampoco sabría por dónde empezar, ¿pero para qué están los cafés, al fin y al cabo, sino para conocernos un poco más?

Si estuviéramos tomando un café os contaría que en 2003 mis padres se lanzaron a la aventura de emprender, de crear una empresa que llevara los apellidos de sus hijos porque, y no se cansan de repetirlo, para ellos su familia somos lo primero. Conscientes de que, por mucho que les gustase el mundo del vino, no tenían los conocimientos suficientes como para hacer los grandes vinos con los que soñaban, supieron rodearse de los mejores y no han dudado en recorrerse el mundo de una punta a otra para apoyar a sus distribuidores allá donde hiciera falta. Al fin y al cabo, ¿qué es emprender sino dedicarte en cuerpo y alma a aquello en lo que crees y te apasiona? Gracias a ello, su esfuerzo se ha visto recompensado: el María, el Alonso del Yerro y el Paydos cuentan con respeto, y el cariño, de grandes catadores y críticos del mundo del vino, respeto que se ve reflejado en las puntuaciones que consiguen, año tras año, y en los comentarios de quienes catan sus vinos.

Si estuviéramos tomando café, y me preguntarais por Viñedos, os diría que lo primero que me viene a la cabeza es la palabra “orgullo”. Orgullo de tener unos padres que en 2003 nos juntaron a los cinco hermanos para contarnos su ilusión, y que lo dejaron todo por crear Viñedos Alonso del Yerro. Orgullo de tener unos hermanos que no dudaron en apoyarles: si era su ilusión, ¿quiénes éramos nosotros para decir nada más que “¡adelante!”? Orgullo de tener un padre que a los 48 dejó la empresa familiar para perseguir, y conseguir, su propio sueño; un padre que hace tres años “volvió a nacer” y tuvo que bajar el ritmo pero que se esfuerza y supera día a día. Orgullo de tener una madre que ha luchado contra viento y marea, que ha capeado temporales que habrían acabado con cualquier otra, y todo ello sin perder esa sonrisa suya tan característica y tranquilizadora; una madre que se ha sabido ganar el cariño y el respeto del mundo del vino. Orgullo de tener un hermano que no dudó en dejarlo todo para ayudar a mis padres a capear el temporal cuando lo necesitaron, que cree en Viñedos y que se deja la piel cada día en un proyecto que le ilusiona. Orgullo, en definitiva, de apellidarme Alonso del Yerro.

Si estuviéramos tomando café, os mencionaría…

… que ahora que tanto se habla de la maternidad, echéis un vistazo a esta recopilación de fotos en Mothermag sobre la paternidad.

… que pronto hará un año que nos mudamos y sigo con la casa a medio decorar, así que este tipo de post con ideas me pierden.

… que la hora del baño es, sin duda, la que más disfruto con Bosco, así que últimamente la alargo con estos consejos sobre cómo dar masajes a bebés que nos dieron las chicas de Babybe.

Si estuviéramos tomando café tendría que ir despidiéndome ya, que se me hace tarde y no llego a la reunión que tengo. Y esta tarde vuelvo a irme de viaje, ¿dónde decíais que recogían firmas para el teletransporte? ¡Ahora os toca! Si estuviéramos tomando un café, ¿qué me contaríais? ¿De quién os sentís vosotros especialmente orgullosos? 

¡Muchos besos y qué disfrutéis del fin de semana!

-María 

  1. Marta García

    Buenos días María!
    aquí estoy a medio tanque-café-hirviendo que con este frío… 1 grado! Con sensación térmica de -4! Ni me lo creo que haya sido capaz de salir de la cama, dejar al peque en el cole y llegar al trabajo sin burbuja-calefactora! Tendrían que inventarla junto con el teletransporte 😉

    Me han encantado las fotos de la paternidad… mi peque con mi marido tienen muchas super chulas también. Después de mi preeclampsia, la cesarea y la incubadora del peque, que yo no llevé nada bien, mi marido se hizo cargo de todo, por lo que ha creado un vínculo muy especial con él.
    Increíble ver a tu dos amorcitos tan unidos verdad? Me derrito!

    Y que te voy a decir del orgullo de familia… que la familia es la familia, y hay que estar ahí para ellos. Recuerdo que antes de nacer Biel una buena amiga me dijo…. “el día que seas madre empezaras a querer más a tus padres porque entenderá lo que te quieren”. Ese amor tan incondicional sólo existe de los padres hacia los hijos… verdad? Por lo que hay que estar a las duras y a las maduras como dice mi madre 😀

    Y bueno, te voy a ir dejando que no quiero que mi jefe me empieze a mirar mal, jeje.
    Y buen finde!

    Responder
    • ¡Mil gracias por tomarte el café conmigo, Marta! 😉 Y sí, efectivamente, junto con el carnet de padre llega el de “hijo-que-comprende-a-sus-padres” jeje.
      ¡Beso gordo!

  2. orgullo total! y lo mejor de todo esto, es que tus padres nos demuestran que no hay edad tope, para cumplir sueños! o luchar por ellos!!!
    cuanto os están enseñando vuestros padres! es lógico que estés orgullosa!
    que bonita historia!

    y por cierto, yo también me pido teletransportacion con chasquido de dedos, o con movimiento de nariz como en embrujada! jejeje

    un besazo Maria!

    Responder
    • ¡Gracias, Carol! Y claro que sí: ¿edad tope? ¿qué es eso? 😉
      Ayyyy, Embrujada… qué gran serie y qué recuerdos…
      ¡Beso gordo!
      -María

  3. Orgullo, esfuerzo, ilusión, pasión y muchas bonitas palabras más!. Enhorabuena por esa familia de emprendedores. Si me estuviera tomando un café contigo, te contaría que me han salido las dos primeras canas, y ello ha hecho que me decida comenzar a cuidar un poco más la alimentación y mi cuerpo. De momento, he comenzado comprando productos para el cuidado personal (champu y gel de baños, etc) para toda la familia, y a ver qué tal nos van. Y en cuanto a la alimentación, tengo pensado introducir productos (tan de moda) que parece que aportan muchos beneficios como la quinoa, avena, sésamo, etc. (por suerte acostumbro a comer todos los días verduras y frutas, así que espero que no me cueste mucho!). Cuando empiece el buen tiempo me gustaría, salir a correr o andar…pero esto de momento es sólo una buena intención 😉
    Buen fin de semana!

    Responder
    • Perdón olvidé recalcar que los productos para el cuidado personal son ecocert y bio! 😉

    • ¡Gracias, Inés!
      Uy, ¡pues me vas a tener que soplar qué productos son esos! Llevo un par de meses espantada de ver la cantidad de canas que me están saliendo de pronto… ¡y tener el pelo negro-negrísimo no ayuda! jajajaja
      Besos

  4. Para no sentirse orgullosa de familia, me has emocionado mucho, eso sí que es bonito.
    Las fotos de bebés y niños con sus papás, son mi perdición, más que con mamis, no sé porque, les veo tan pequeñitos, protegidos en los brazos de sus papás, creo que es porque siempre se da más importancia a la maternidad, y las fotos con la mamá, y ver a un recién nacido con su papá es de las cosas que más me emocionan, cuando vi a mi chico con Saioa en brazos no pude ser más feliz.
    Un besazo y a decorar se ha dicho!!!

    Responder
    • ¡Mil gracias, Almu! Eres un solete 😉
      Y sí, ¿verdad? A mí también me gustan casi más las fotos con padres que con madres…
      ¡Beso gordo! (ya no te queda nada de nada, ¿no?)

  5. Todo lo que tenemos que aprender de nuestros padres!! Un gran ejemplo el de los tuyos, normal que Mar te regañe, a veces nos da vergüenza contar nuestros logros, y en este caso tus padres nos dan una gran lección en la vida. Me encantan los vinos!!! En nuestras cenas familiares hacemos catas ciegas y nos lo pasa, os fenomenal, en una llevaré uno de Alonso del Yerro. Hace ya 6 años que mi padre falleció y el otro día me decía a mi misma cuantas cosas me faltó aprender de él.

    Las fotos padres e hijos me encantan. En casa siempre tengo más fotos de papa con mis pequeños que mías, porque soy yo más de coger la cámara y luegome da una envidiaaa.
    Los post ideas de decoración, cambios de decoración fáciles y demás son mi perdición 😉 .

    Mi café se ha acabado ytengo que recoger al peque del cole. Feliz fin de semana a todos. Bss, Aurora

    Responder
    • ¡Gracias por tomarte ese cafetillo conmigo, Aurora! Qué genial lo de las catas a ciegas: ya me contarás si te animas a llevar un Alonso del Yerro, ¡y si gusta! 😉
      ¡Muchos besos!

  6. ¡Que enorme post María! hay veces que tomando un café entre sorbo y sorbo salen las mejores historias de vida. Si estuviera tomando un café te diría que me llamaban la atención tus fotos de viñedos en IG pues la familia de mi marido también tiene uno…Si estuviera tomando un café te diría que tienes un familia de ejemplo y que cómo el vino con los años esa lucha se saborea mucho mejor al paladar con la madurez. Enhorabuena y lindo post! un besote desmadroso

    Responder
    • ¡Mil gracias, Mónica! Y qué genial, ¡no tenía ni idea!, ¿cómo se llama la bodega?
      ¡Un beso enorme!

  7. […] probar más cosas de la carta), para organizar catas de vino (María, tendremos que hacer una de Alonso del Yerro ;)), para probar el menú si curras por la zona, para tomarte algo al salir del trabajo, como […]

    Responder

Deja una Respuesta

Por favor, ten en cuenta que al dejar un comentario en Sonambulistas, estás aceptando nuestra política de privacidad. ¡Muchas gracias!