El Café del Viernes: Hoy con los labios pintados

002

Cada viernes en Sonambulistas nos tomamos un café virtual con todas las personas que hay al otro lado de la pantalla, ¿coges tu café y te lo tomas con nosotras?

Si estuviéramos tomando café os diría que si me hubieran dicho hace un par de años que yo iba a ir por la calle con los labios “pintaos repintaos” (vamos, en colores fuertes) os hubiera dicho que sería imposible. Es curioso: siempre pensé que me quedaban mal los labios pintados, creo que nunca pasaba del gloss o de un rosa clarito. Y ahora cuando me los pinto bien “repintaos” no sólo me gusta cómo me quedan: me siento más “vestida”:D, ¿no os pasa? Y es que Lucía Be tiene mucha razón cuando dice que los días con labios rojos son más bonitos.

Si estuviéramos tomando café os contaría que los labios rojos me gustan, y mucho, pero que mi color favorito de labios, el que mejor me sienta, lo descubrí gracias a Naomi, de Love Taza: ese rosa fucsia medio flúor que lleva en las imágenes: me encanta. Para las curiosas que se pregunten cuál es como yo me lo pregunté cuando vi las fotografías, el tono es Schiap, de Nars.

El café del viernes + Fundación Theodora

fundación theodora - bebestilo

Mar y el Dr. Sonrisas

No hace mucho descubrí una serie de posts en blogs americanos llamados “If we were having coffee”. Lo comenté con María y a ambas nos encantó la idea: se basa en contar en un post lo que le contaríamos a una amiga si estuviésemos tomando café. Así que comenzamos nueva sección en el blog con El café del viernes. Unas semana seré yo, Mar, y otras será María la que esté al otro lado de la pantalla: ¿coges tu café y te lo tomas con nosotras?

Si estuviésemos tomando un café… os contaría que yo nunca tomo café, siempre he sido la “rara” de mis amigas, pero por más que lo he probado todavía no le he cogido el gusto. Así que esta sección es el café del viernes, pero yo con vuestro permiso me tomo mejor un vasito de leche fría o un zumo natural de naranja, como los niños pequeños 😀

Si estuviésemos tomando un café… os contaría que esta semana hemos vuelto un poco a la normalidad, porque la semana pasada fue una auténtica locura: unos bichos muy malos atacaron a Mar (4 años) y una gastroenteritis aguda la mandó al hospital: aunque no fue nada grave, es la primera vez que he tenido a uno de mis hijos ingresado, y con una bebé a la que dar el pecho y un niño de 2 años la cosa estaba “entretenida”, pero os contaría que dos cosas hicieron la semana mucho más llevadera:

LA PRIMERA: Mi madre, que vive en Sevilla y trabaja allí, se enteró el martes a las 12.00 de que estaba en urgencias con Mar porque la llamé por teléfono. A las 13.00 se había puesto su capa de superwoman (me recordó a Laura en el evento de las madres blogueras de Yo Dona) y estaba en el AVE camino a Madrid al rescate. No sé qué dijo en su trabajo, no sé cómo le dio tiempo a ir a casa y preparar la maleta, no sé cómo llegó, pero llegó, y con ella el mejor apoyo de la semana además de mi marido, ¡gracias mami!

LA SEGUNDA: El martes por la tarde ocurrió algo increíble: Mar estaba tristona y bastante asustada de estar en el hospital después de que le pusieran una vía para el suero, y entonces apareció ÉL: el Dr. Flips, también conocido como el Dr. Sonrisas, estaba de guardia y vino a la habitación. Y no puedo describir cómo llenó de magia y sonrisas la habitación. Porque yo ya conocía a Fundación Theodora y me parecía precioso lo que hacían, llevar sonrisas a niños enfermos. Pero una cosa es haber leído sobre algo y otra muy distinta es vivirlo. Y aunque pueda sonar raro, vivir ese rato con el Dr. Sonrisas hizo que la semana mereciese la pena. Sólo os digo que cuando entró en la habitación Mar llevaba un rato llorando. Cuando salió de la habitación, con los ojos todavía brillando de la emoción y la sonrisa de oreja a oreja me preguntó si podíamos volver al hospital todas las semanas a visitar al Dr. Flips. Eso sí – aclaró – que cuando volviese no le pinchasen otra vez. Si nos lee alguien de Fundación Theodora… ¡¡gracias infinitas por lo que hacéis por los niños!!

Si estuviésemos tomando un café… os diría…

… que si queréis vivir un día en Helsinki, acompañéis a Conchi en el blog de June Lemon.

… que he descubierto este blog y llevo un rato enganchada a sus DIY.

… que mi próximo capricho va a ser la barra The Multiple de Nars: ¿labios + mejillas con el mismo producto? Sí, quiero. PD: me parto con el nombre que le han puesto a este color.

… que gracias a María he descubierto a Pablo Moro, experto en naming y cantautor. Escucharle me ha llevado de viaje a mis días de Colegio Mayor, que pasaba escuchando cantautores. Próximo objetivo: volver a ellos. Canción para escuchar: Gente Feliz, de Pablo.

Si estuviésemos tomando un café… os contaría que este fin de semana no tengo ningún plan especial, sólo disfrutar del buen tiempo y de mi marido y mis niños.

Si estuviésemos tomando un café… estaríais ya aburridas de escucharme, así que paro de escribir ya, que escribiendo, igual que hablando, me enrollo y no paro…

Si estuviésemos tomando un café… ¿qué me contaríais? ¿té o café? (no creo que haya ninguna con su vaso de leche como yo, ¿o sí?) ¿ha sido una buena semana? ¿mejor que llegue ya pronto la otra? ¿os ha pasado algo gracioso? ¿habéis hecho algún descubrimiento interesante? ¿qué vais a hacer el finde? Espero que os apetezca este café aunque sea con un formulario de comentarios de por medio: es lo que tienen las amistades virtuales, ya sabéis de qué hablo 😉